El arte de pintar una aeronave

Considerada como una actividad artesanal y sumamente especializada, el pintado de una aeronave no es algo sencillo; desde recibir el avión, hacer un maping de daños, organizar al personal, acordar con el cliente el diseño, y ponerse a trabajar sobre él, requiere de tiempo y de un previo conocimiento en el tema.

Los procesos a seguir los dictamina el mismo fabricante de la aeronave, quien decide, cuáles serán los líquidos y/o solventes que se emplearán durante en el proceso de Striping (eliminado de pintura), así como las piezas las cuales no se pueden despintar o requieren de un tratamiento especial, el lavado, aplicación de anticorrosivo, y la manera de aplicar la pintura, misma que debe estar certificada por el fabricante y la autoridad aeronáutica.

En México, existen varias empresas dedicadas a este fino trabajo, que, si bien su actividad no es exclusiva de pintura en aeronaves, muchos talleres y centros de mantenimiento llevan a cabo esta labor. Cada una de estas empresas debe estar certificada por la autoridad aeronáutica para poder realizar estas actividades.

Su personal, si bien no requiere de una certificación o licencia para ejercer, son sometidos a constantes capacitaciones y cursos con los fabricantes de pintura para mantenerse a la vanguardia de las nuevas tecnologías y productos que se aplican en el pintado.

Nos platicaba Esteban Muskiz, inspector B de QET TECH AEROSPACE, empresa 100% mexicana ubicada en Ciudad Obregón, Sonora, que, durante su gran experiencia, ha tenido la oportunidad de trabajar con sus compañeros en equipos como los Embraer 145 hasta aviones widebody como el Ilyushin Il-96.

Generalmente, un proceso de cambio de imagen lleva un tiempo estimado de 20 días, para un E145, y hasta casi 1 mes y medio para un avión heavy, donde pueden llegar a participar de 20 a 50 personas durante el proceso.

Al tiempo que conversábamos con Esteban, podíamos imaginarnos lo minucioso y detallado del proceso; una vez que llega la aeronave al hangar de QET TECH AEROSPACE y después del proceso de Striping, nos comentaba que se realiza un profundo análisis para observar si la aeronave tiene daños en sus superficies o corrosión.

Una vez elegido los colores he imagen del nuevo diseño en el avión, el área de ingeniería es la que se dedica a girar una orden de trabajo para el conocimiento de todo el equipo, donde se detallan las especificaciones del fabricante y del cliente. Además, el área de serigrafía se encarga de diseñar calcomanías, imágenes y señalizaciones que irán pegadas en la aeronave. Una vez terminada esta labor, especialistas se dedican a realizar un diagrama de Gantt, para conocer las diferentes fases, tareas y actividades programadas durante el proyecto”.

Uno de los procesos iniciales es cubrir todas aquellas superficies que podrían llegar a dañarse con los solventes o taparse, como los puertos de pitoto y estática, motores, ventanillas, fosas del tren de aterrizaje, neumáticos, piernas, etc.

Además, todo el personal que participa en el proceso de pintura está debidamente protegido con overoles especiales, cubrebocas industriales y gafas, para evitar la absorción de químicos en la piel una y posible intoxicación.

Después del proceso de remoción de pintura, en la mayor parte del fuselaje, se emplean diversos químicos entes de llegar a la etapa de pintura.

En el cambio de imagen se realiza el Striping, después se hace un lavado de toda la aeronave, aplicación de anticorrosivo y posteriormente se hace un retoque conocido como “touch up”, que en español se conoce como una pintura estética. Es importante comentar que no todas las piezas pueden llevar el mismo proceso debido a que algunas son de materiales compuestos y la aplicación de removedores podrían dañarlos. Generalmente, estas partes son el radomo y algunas piezas del empenaje que requieren un proceso distinto.

Una vez que llega la pintura, aprobada por el fabricante del avión se aplica conforme a las especificaciones y manuales; se esteriliza el área de pintado con plásticos para evitar la contaminación de polvo y otras partículas y se comienza con el pintado a mano a través de compresores donde vierten delicadamente la pintura.

Cuando se trata de diferentes tonos o colores en el fuselaje, se pinta parte por parte, cubriendo una de la otra para evitar contaminación de pintura. Una vez terminado el proceso y la eliminación de cintas adhesivas, se puede aplicar pintura hasta con pinceles para retocar algunas partes que ligeramente pudieran haberse dañado después de retirar las cintas.

También, durante todo proceso las superficies impersustentadoras, como los flaps y slats, son extendidos para cubrir toda la superficie de pintura. El secado puede durar algunos días y es cuando se aplican las calcomanías que llevará el avión.

  • ¿La aeronave se tiene que someter a una nueva medición de carga y balance?

Una vez terminado el proceso de pintura, todo fabricante nos pide que realicemos nuevamente una carga y balance de todo el equipo, además de mediar a través de un durómetro la dureza, calidad y nivel de espesor de la pintura, para conocer si la aplicación se encuentra dentro del rango. Considerablemente un avión pude subir varias libras de peso por la aplicación de la pintura”.

Fundad en 2008, QET TECH AEROSPACE, es una empresa que proporciona servicios de mantenimiento y reparación a la industria aeroespacial.

Ubicada en Ciudad Obregón, Sonora, cuenta con una certificación de la Dirección General de Aeronáutica Civil (DGAC) como Taller Reparador No. 384, además de ser la primera empresa en México en obtener el Certificado ante DGAC como unidad verificadora.

A trabajado para empresas como Transportes Aéreos Regionales (TAR), MCS Aero Carga, Volaris, Cubana de Aviación, entre otras, y tiene presencia en más de 10 ciudades de la República Mexicana, como Guadalajara, Querétaro, Hermosillo y Monterrey.

Deja tu comentario.

También te podría gustar...

PHP Code Snippets Powered By : XYZScripts.com