Turkish Airlines subarrendará ocho aeronaves A330-200

La aerolínea Turkish Airlines subarrendará ocho aviones Airbus A330-200 que se encontraban fuera de servicio, luego de la fuerte crisis financiara por la que atraviesa la aerolínea, misma que ha estimado un déficit neto por 463 millones de dólares en los primeros nueve meses del 2016, en contraste con 877 millones de ganancias netas del mismo período del año anterior.

Las pérdidas son consecuencia de una débil demanda en su red global de destinos y la inestabilidad económica, resultado de los acontecimientos geopolíticos en Turquía y en la región Asia-Europa en general.

Cabot Aviation, una empresa que ofrece servicios de comercialización y adquisición de aviones comerciales y corporativos, ha sido elegida por la compañía turca para volver a comercializar los ocho A330-200. Las aeronaves, equipadas con motores P&W 4168-1D y configuradas con 24 asientos en clase Business y 255 en Economy, fueron construidas entre los años 2007 y 2011. 

En octubre de éste año, Turkish Airlines, informó a la bolsa de valores Borsa Estambul que habrían de reprogramarse la entrega de 92 aeronaves que estaban previstas para integrarse a la flota de la aerolínea entre 2018 y 2022, entre ellas, aeronaves de los modelos Airbus A321neo y Boeing 737 MAX, entre otras de cabina angosta.

Turkish Airlines redujo la cantidad de pedidos de aeronaves de cabina angosta, de 34 a únicamente 10 para el año 2018; de 40 a sólo 35 en el año 2019; y de 52 a 42 para el año 2020.

El 10 de noviembre de éste año, la aerolínea se vio forzada a dejar en tierra unas 30 aeronaves como resultado de la débil de la demanda a través de su red de destinos domésticos e internacionales; operando sólo con una flota de 31 aeronaves de Airbus y Boeing. Además, en 2017 planea devolver tres aparatos A330-200 que había arrendado a Jet Airways.

Deja tu comentario.

También te podría gustar...

PHP Code Snippets Powered By : XYZScripts.com