AFAC contrató inspectores improvisadamente por tratar de recuperar Categoría 1

Tiempo de lectura: 2 minutos

Uno de los aspectos por los cuales la autoridad aeronáutica no aprobó la auditoría de la FAA y fue degrada a Categoría 2, fue la falta de inspectores verificadores en la AFAC. El número de estos funcionarios era muy por debajo a las necesidades de la industria en México. Por lo anterior, la Agencia Federal de Aviación Civil (AFAC) se dio a la tarea de engrosar su planta de los mencionados funcionarios.

From the Cockpit

Los inspectores verificadores son los encargados de asegurarse que las normativas establecidas por la Organización de Aviación Civil Internacional (OACI) se cumplan cabalmente. Sus áreas de trabajo involucran desde la operación aeroportuaria hasta los procedimientos en vuelo de todos los tripulantes. El déficit de dichos funcionarios encontrado por la Administración Federal de Aviación de Estados Unidos (FAA) fue una de las causas de la degradación a Categoría 2 de México.

Ahora bien, lo que podría significar una buena noticia, ha comenzado a ser cuestionada por los métodos de selección del personal. Las suposiciones de una contratación “a dedo” fueron confirmadas por la AFAC a El Financiero. De acuerdo con dicho medio, la autoridad aeronáutica admitió que los inspectores verificadores se han integrado de “forma directa y bajo invitación”.

Para cubrir el número requerido por la autoridad que aplicó la auditoría, la AFAC tuvo que comenzar a contratar nuevos trabajadores. La cifra establecida era 180, un número muy superior al que se tenía en los meses anteriores. La presión por cumplir con dicho requisito para poder recuperar la Categoría 1 apresuró un proceso que normalmente se realizaba a través de convocatorias abiertas.

Probablemente muchos de los nuevos elementos cuenten con las capacidades necesarias. Sin embargo, debido a la forma de elección muy poco transparente, no se puede tener certeza sobre estudios, conocimiento o experiencia de los nuevos inspectores verificadores de la AFAC. Si bien se cumplirá con el número requerido por la FAA -y que antes no había sido atendido- queda pendiente ver los resultados de la apresurada reestructura interna de la Agencia aeronáutica mexicana.

 

Deja tu comentario.

También te podría gustar...