Airbus pone dos A350 a realizar vuelo en formación para reducir emisiones

Tiempo de lectura: 2 minutos

Como parte del proyecto “Fello fly”, Airbus realizó un vuelo en formación con dos Airbus A350 (uno -900 y uno -1000) para realizar una demostración. La intención fue demostrar que los vuelos en formación para operaciones trasatlánticas podrían reducir las emisiones de CO2. De este modo, se podría aumentar el ahorro de combustible por alrededor de 5% en vuelos de larga distancia.

Fello fly está inspirado en los vuelos de las parvadas de aves y en la sinergia que se produce, por ejemplo, en un grupo de ciclistas. Al llevar un “líder” este va al frente rompiendo los vientos creando una corriente de equilibrio a los lados del objeto central, como las formaciones en V de las aves. De forma, el que esté atrás tenga un desempeño menos complicado.

Con esta idea en mente, Airbus ideó los vuelos en formación para largas distancias. Aprovechando la estela de un avión en condiciones similares, se podría aumentar la eficiencia de las aeronaves. Airbus estima que el proyecto Fellofly permita a los operadores ahorrar entre un 5% y un 10% el consumo de combustible. Esto se traduce en menos emisiones de CO2 y en un ahorro para las aerolíneas.

La demostración del vuelo en formación

Para probarlo, este 09 de noviembre, los A350-900 MSN1 y el A350-1000 MSN59 realizaron un vuelo de demostración entre Toulouse, Francia hasta Montreal en Canadá. En el trayecto de más de 5,700 kilómetros, los A350 mantuvieron una distancia de 3 kilómetros (1.61 millas náuticas). Esto fue se logró a través de los sistemas de control de vuelo de Airbus; con ellos se posiciona al avión que va detrás de forma segura en la estela ascendente de la aeronave que va al frente. En este caso, el A350-900 lideró mientras que fue seguido por el -1000.

En los A350-900 y A350-1000 se encontraban a bordo Pilotos de Scandinavian Airlines (SAS) y FrenchBee que participaron como observadores. Asimismo, se contó con el apoyo del control de tráfico aéreo de Francia, Gran Bretaña y Europa. El vuelo en formación de los dos Airbus A350, demostró que se redujo el empuje de la aeronave que se encontraba detrás; lo anterior representó una reducción de combustible de un 5% y sentó el precedente para que ese porcentaje aumente.

Lo siguiente para el fabricante europeo será convencer a las autoridades para que certifiquen el vuelo en formación. Abrir la posibilidad de una reducción de costos las operaciones trasatlánticas con vuelos en formación, sería una increíble noticia de Airbus para las aerolíneas. La autorización sería ideal para aquellas que operan el corredor, especialmente ahora que se han reabierto los viajes entre el viejo continente y Estados Unidos.

Deja tu comentario.

También te podría gustar...