Boeing instruyó a sus clientes Air Canada, Singapore Airlines y United Airlines para que pusieran ocho aviones Boeing 787 Dreamliners recientemente construidos en tierra, ya que el propio fabricante identificó el riesgo de una falla estructural.

Los problemas están relacionados con dos secciones del fuselaje en la parte posterior de la aeronave, dijo un portavoz de Boeing. Hay dos problemas de fabricación distintos, agregó el representante de la compañía, mientras que fuentes familiarizadas con el asunto señalaron que el área de la estructura no puede soportar el esfuerzo máximo durante el vuelo, lo que pone el área en riesgo de fallas.

Hay dos “barriles” compuestos conocidos como Sección 47/48. Las dos secciones se fabrican en la planta de Boeing en Carolina del Sur. Allí también se unen con el mamparo de presión del empenaje y se entregan a la línea de ensamblaje final en Carolina del Sur o Everett en el estado de Washington, la segunda línea de ensamblaje del programa Boeing 787 Dreamliner.

Boeing se ha puesto en contacto con la Administración Federal de Aviación (FAA) con respecto al tema. Hasta ahora esta no ha emitido ninguna Directiva de aeronavegabilidad (AD) para ninguno de los tres tipos de Boeing 787.

El Boeing 787 Dreamliner tuvo su primer vuelo el día 15 de diciembre del 2009 en el estado de Washington. Actualmente tiene más de 650 aviones vendidos en sus 3 versiones -8,-9,-10 y cientos en espera de ser entregados.El operador más grande de este modelo es la aerolínea japonesa ANA (All Nippon Airways) con un total de 74 aeronaves.

  • author's avatar

    Por: Hans Bravo

    Arquitecto, Piloto Comercial de Ala Fija y Spotter

    Fotógrafo de Transponder 1200

  • author's avatar

Deja tu comentario.