En una nueva ventana de oportunidad y a más de 1 año de que los Boeing 737 MAX en el mundo han permanecido en tierra, debido a los problemas que le aquejan sobre el sistema MCAS y los accidentes derivados de este. Es ahora que el fabricante aeronáutico Boeing, a puesto en el cielo por primera vez desde el pasado 17 de marzo un 737 MAX 7, como parte de los programas de recertificación de la variante.

El avión matrícula N7201S despegó este jueves 11 de junio desde el Aeropuerto Boeing Field Seattle a las 10:41 LT (17:39 UTC), para realizar un vuelo de prueba de poco más de 4 horas. El equipo realizó procedimientos y posteriormente, se dirigió al Aeropuerto Moses Lake, donde efectuó varios patrones de circulación (sin aterrizar), para luego volver a aterrizar en Seattle.

Como lo informamos recientemente, el fabricante Boeing anunció el inicio de esta etapa de recertificación de la variante a finales de este mes de junio, con un plan de vuelo que busca demostrar que la actualización del sistema MCAS, permitirá al avión regresar seguro a las operaciones comerciales.

Desde la instaurada prohibición de operación y vuelo de la variante MAX el 13 de marzo del 2019, al menos unos 371 unidades del Boeing 737 MAX, de diversas aerolíneas en todo el mundo, se vieron obligados a posar el avión en tierra.

Desde entonces, Boeing ha luchado por la supervivencia del programa MAX, en medio de una incertidumbre mundial sobre la fiabilidad del equipo. Además, los más altos directivos del constructor y los altos mandos de la Administración Federal de Aviación (FAA), fueron puestos ante una audiencia pública en el Congreso de los Estados Unidos, donde fueron severamente interrogados por los congresistas, que exigían respuestas de lo ocurrido en los accidentes mortales que involucraban al avión.

Las circulares obligatorias de las autoridades aeronáuticas de cada país, comenzaron a prohibir el sobrevuelo y las operación de los aviones luego de que el 10 de marzo del 2019, un Boeing 737 MAX 8 de la compañía Ethiopian Airlines (ET302), impactara contra el terreno poco después de despegar del Aeropuerto Internacional de Bole. La prohibición del no vuelo del equipo se hizo extensa en todo el mundo, por su estrecha relación -entre otros factores-, con el accidente ocurrido meses atrás con el vuelo de Lion Air (JT610). En total, ambos accidentes dejaron 330 muertos.

  • author's avatar

    Por: Roberto Mtz Armendáriz

    Periodista independiente con más de 10 años de experiencia en los medios de comunicación. Ha participado en varios proyectos de casas radiodifusoras como titular de noticieros en FM (Grupo Radiorama) y ha sido Jefe de Información de varios periódicos mexicanos. También, posee Licencia de Oficial de Operaciones de Aeronaves.

    Ciudad de México.

  • author's avatar

Deja tu comentario.