FAA prohíbe instrucción de vuelo en aviones que no sean de escuela

Tiempo de lectura: 2 minutos

La Administración Federal de Aviación (FAA por sus siglas en inglés) recientemente reformó sus políticas en torno al entrenamiento de vuelo y a pesar de que es una autoridad en los Estados Unidos, decididamente nos afecta a todos los que alguna vez pensamos en tomar clases de vuelo en el país vecino. 

Las nuevas medidas, que entraron en vigor el pasado 12 de julio, aparte de contener un lenguaje arcaico y ambiguo en muchas materias, tocaron puntos que en verdad eran fortalezas del entrenamiento aéreo en ese país, y que ahora nos dejan en la obscuridad completa. 

La medida que más nos afecta a todos los pilotos y potenciales pilotos por igual es la que indica que no se puede llevar a cabo ningún tipo de vuelo remunerado en aviones de propiedad privada, y hasta ahí vamos relativamente bien, ya que la norma es parecida a la que tenemos aquí en México que nos indica que las matrículas XB son privadas y no se puede generar ingreso en su operación. 

Donde la ley se desvía en Estados Unidos es en la nueva interpretación, que indica que las horas de vuelo que el instructor obtiene son una forma de remuneración también. Y que ningún instructor puede entregar horas de vuelo salvo que sea bajo el amparo de una escuela de vuelo o de una orden de excepción (LODA), y aunque solo ciertos aviones se ven afectados por la orden, como el Cessna 162 Skycatcher por nombrar alguno, muchos propietarios tienen equipos que caen dentro de las categorías afectadas y que ya no pueden aprender en sus equipos .

Para hacerlo más claro, antes la ley te permitía tener tu propio avion, y llegar a un acuerdo con algún instructor donde él volaba contigo como piloto de seguridad y a cambio él recibía horas gratis para su bitácora. Era una situación de “ganar-ganar” para cualquier incipiente piloto en búsqueda de hacer horas de vuelo. ¡Pues ya no más! Hoy la ley indica que la hora de vuelo en la bitácora es una forma de remuneración y está prohibido que se remunere en un equipo de uso privado. 

El resultado de todo esto es que la FAA está revisando con lupa los vuelos privados y los pilotos que incurran en una violación de esta nueva interpretación de las reglas, serán enjuiciados. Y no es broma, ya son decenas los casos que al día de hoy los abogados de la Asociación de Propietarios y Pilotos de Avión (AOPA por sus siglas en inglés) están manejando. Las multas no se mencionan, pero se estiman estratosféricas, al final brincarse una regla de aviación, allá como acá, es delito federal. 

Con la escasez de pilotos que se avecina, este tipo de medidas proteccionistas a favor de los negocios no son más que un revés para la industria en general, porque hacen menos accesible un servicio que se va a necesitar terriblemente en los siguientes años, el servicio que prestan los pilotos, quienes son personal técnico altamente capacitado y que no se pueden simplemente arrancar de un árbol. 

RELACIONADO
Excursiona Boeing 737 de Southwest durante aterrizaje en el Aeropuerto Hollywood Burbank 

Así es que si antes varios aspirantes a piloto podían comprar “una cessnita” entre todos “en el gabacho” y aprender a volar con ella con algún instructor joven a cambio de horas, pues sorry por qué ahora sí que ¡game over!

Foto: Wikimedia Commons

  • author's avatar

    Por: Alfonso Vázquez

    No hay biografía disponible en este momento

  • author's avatar

Deja tu comentario.

También te podría gustar...