FAA revela nuevos defectos de fabricación en el Boeing 787

Tiempo de lectura: 2 minutos

Un nuevo capitulo en la historia del Boeing 787 Dreamliner se comienza a escribir tras el hallazgo por parte de la Administración Federal de Aviación (FAA) de nuevos problemas. Este lunes, la autoridad estadounidense emitió un memorando interno que apunta a nuevos defectos. Los nuevos descubrimientos ponen un nuevo obstáculo en el camino de vuelta del Dreamliner; lo anterior podría traducirse en afectaciones a aerolíneas como Lufthansa que espera con ansía su primer Boeing 787.

La mañana de este 22 de noviembre, el Seattle Times informó sobre un memorando interno de la FAA donde se detallan nuevos hallazgos en el Boeing 787. Conforme han avanzado con la revisión a profundidad del Dreamliner, los ingenieros de la FAA encontraron más problemas. El primero es un defecto causado por la contaminación del material compuesto de fibra de carbono; este se utiliza durante la fabricación de estructuras como el fuselaje, la cola y ala del 787.

Otros de los problemas del Boeing 787, son relacionados sobre brechas en la estructura del avión que superan la tolerancia. Estos se encontraban en la estructura en uniones grandes del fuselaje, alrededor de las puertas de pasajeros y carga, así como en un mamparo de presión delantero. Esta estructura es una forma de cúpula detrás de la nariz, un punto vital para mantener la presión de aire dentro de las cabinas.

 La FAA señaló en el memorando que estos problemas podrían estar presentes en más de 1,000 Boeing 787 Dreamliner. Cabe señalar que la autoridad especifica que estas afectaciones en el Boeing 787 no son un problema inmediato; sin embargo, detallan que pueden significar un envejecimiento prematuro en la estructura del avión. En recientes declaraciones la FAA indicó que las revisiones sobre el Dreamliner se están llevando una revisión profunda de nariz a la cola.

Cabe recordar que, en días recientes, los legisladores de Estados Unidos solicitaron una investigación gubernamental a la FAA y su falta de supervisión al programa del 787. El legislador, Rick Larsen y el jefe del subcomité de aviación Garret Graves, le pidieron al inspector general que determine si el programa de inspección de la FAA es suficiente para identificar problemas de producción. Al día de hoy, han pasado 13 meses de la pausa en las entregas del Boeing 787 Dreamliner.

  • author's avatar

    By: Ingrid Gil

    Sobrecargo de aviación. Licenciatura en Sociología en FCPyS, UNAM. He colaborado en proyectos de investigación en el ColMex y la UNAM.

  • author's avatar

RELACIONADO
#Biden 2021 | Especialistas hacen llamado para nombrar a Sully Sullenburger como nuevo Administrador de la FAA
Deja tu comentario.

También te podría gustar...