Por miedo a variante Delta, Grupo IAG y Airbus sufren caída en la Bolsa

Tiempo de lectura: 2 minutos

El avance de la vacunación hacía parecer que era inminente la recuperación de la economía en especial de la industria de la aviación. Sin embargo, la aparición de la variante Delta ha hecho saltar las alarmas dando como resultado una caída en las bolsas del mundo. Ejemplo de ellos es Airbus y el Grupo IAG al que pertenecen British Airways.

From the Cockpit

Tras meses de convivir con el COVID-19, parecía que el rumbo iba a mejorar con el conocimiento acumulado y la vacunación. Las esperanzas estaban puestas en un repunte sólido de fabricantes y aerolíneas. Sin embargo, la noticia del aumento de casos por la variante Delta ha hecho temblar nuevamente a todas las bolsas causando bajas en las empresas cotizantes.

La luz al final del camino se vislumbraba y alentaba a la industria de la aviación. Sin embargo, la noticia del aumento de casos por la variante Delta ha hecho temblar nuevamente a todas las bolsas causando bajas en las empresas cotizantes. Los reportes informados por El País señalaron que el consorcio de aerolíneas IAG, el fabricante europeo Airbus y la aerolínea easyJet sufrieron un golpe por las nuevas noticias sobre la nueva variante del COVID-19.

Este lunes 19 de julio se registraron fuertes caídas en las bolsas derivado del creciente número de casos de la enfermedad en el especial en las compañías turísticos. Dentro del índice de la bolsa de España, la empresa más afectada fue el grupo IAG cayendo un 5.5%. Otro de los golpeados por el miedo a una nueva ola de contagios fue el fabricante europeo Airbus cayendo más de un 6% del valor de sus acciones en tan solo un día.

Con lo anterior, no solo se ha registrado un golpe a las bolsas, sino que significa una señal de alarma; no podemos cantar victoria y la recuperación no está asegurada. Las esperanzas de tantas aerolíneas de retomar con fuerza después de la crisis ahora pueden pender del miedo de la gente a una nueva ola. Es importante aclarar que, si bien no se menosprecia la enfermedad, los países donde se concentran estas empresas (IAG y Airbus, por ejemplo) son los que tienen mayor capacidad de vacunación.

Ese avance en la inoculación debería poder ayudar para calmar los miedos de la gente; el controlar este sentimiento ayudaría a evitar una nueva crisis económica que muchas empresas y aerolíneas no podrían sostener una vez más. Hemos pasado por un año y medio del COVID-19 y al menos cuatro variantes alrededor del mundo. Ahora tenemos más información y se debería poder tomar mejores decisiones que no pongan en riesgo las economías otra vez.

Deja tu comentario.

También te podría gustar...