Preocupante posible degradación de la FAA a México a categoría 2

Tiempo de lectura: 3 minutosTelegram

Bien se dice que “quien no conoce la historia está condenada a repetirla”. Este podría ser el caso de los funcionarios que hoy están al frente de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes y la nueva Agencia Federal de Aviación Civil (AFAC), que repiten los errores que hace 11 años llevaron a México a caer en la Categoría 2 de la Administración Federal de Aviación (FAA) de Estados unidos, y cuyas consecuencias fueron la puntilla para que Mexicana de Aviación se declarara en quiebra.

Hay verdadera preocupación en la industria nacional sobre que esto pudiera pasar otra vez, al grado que el Colegio de Ingenieros Mexicanos Aeronáuticos, por medio de su presidente, Jesús Navarro, envió una carta a la AFAC para solicitar una reunión para ofrecerles su ayuda en el proceso.

Muchos se preguntarán por qué las autoridades norteamericanas realizan auditorías en México; bueno, México no está en otro planeta y por lo tanto debe sujetarse a las disposiciones internacionales señaladas por la Organización de Aviación Civil Internacional (OACI), principalmente en cuestiones de seguridad aérea. Las autoridades de Estados Unidos y la FAA lo que hacen es documentar la capacidad, estructura y efectividad en las funciones de vigilancia, verificación e inspección de todos los participantes en la industria nacional, que son los elementos básicos para la seguridad. Y se revisa también la capacitación y adiestramiento del personal aeronáutico, así como su nivel de regulación.

Para esto, obviamente, se requiere personal capacitado en la AFAC, que siempre ha estado restringido y ese ha sido uno de sus principales problemas para cumplir con el trabajo que es muy grande. Ese personal debe revisar flotas, talleres, bitácoras, manuales y procedimientos, etc., de todas las empresas nacionales. Y si no lo están haciendo completa y correctamente, es un factor de vulnerabilidad para la agencia.

Corte al presupuesto

Uno de los factores que influyen es la mal entendida “austeridad republicana” que ha impuesto el gobierno actual. No se trata de ahorrar dejando de gastar en todo lo que se pueda, sino cumplir cabalmente con todas las funciones necesarias al menor costo posible. Y cuando no se cumple no solo no hay “ahorro” sino un riesgo. Se rumora que esto fue la causa de la renuncia de Rodrigo Vásquez Colmenares a la dirección de la AFAC hace unos meses y por ello ahora un militar la dirige, el General Carlos A. Rodríguez Munguía, sobre quien caería la responsabilidad, aunque lleva apenas 2 meses en el puesto.

La vigilancia que realiza la FAA de las actividades de las autoridades aeronáuticas de México no es solamente por lo señalado en los organismos internacionales como la OACI, también tiene que ver, hay que aceptarlo, con la seguridad de sus ciudadanos y sobre su territorio a donde las empresas de México realizan vuelos. Ellos llevan una estricta supervisión sobre sus empresas, pero como los operadores nacionales le corresponden a las autoridades locales, ellos también pueden supervisar sus actividades para ver que cumplan con las reglamentaciones y los acuerdos binacionales.

RELACIONADO
Cierran Aeropuertos de la costa del Golfo mexicano debido al huracán 'Sally'

Hay quien piensa que la degradación de México a Categoría 2 por parte de la FAA sería una buena oportunidad para obligar a las autoridades a ponerse al día y cumplir con lo que hoy no están haciendo bien. Y sí, desde el punto de vista gobierno, sería la manera de obligarlos a asignar los recursos necesarios para cumplir cabalmente con esas responsabilidades.

¿Quién paga los platos rotos?

Pero quienes pagarían el pato (o ganso) serían las empresas nacionales. Ya que si México es degradado y mientras dure en Categoría 2, a las empresas nacionales se les permite continuar con sus operaciones a Estados Unidos bajo la estricta vigilancia de la FAA (es decir inspección segura cada vez que llega un avión a un aeropuerto de EEUU), no se permite incrementar o modificar sus servicios hacia Estados Unidos a menos que los nuevos vuelos sean operados en wet-lease por una empresa que esté en un país de Categoría 1; tampoco pueden firmarse nuevos o expandirse los acuerdos de código compartido con empresas norteamericanas.

Es decir, no puede haber incremento de vuelos, cambios de itinerarios ni de equipos, cuando parece que los mercados se van reactivando después de la pandemia, justo lo que nuestras aerolíneas necesitan en este momento. Y hace 11 años la degradación duró 4 meses porque el gobierno rápidamente buscó subsanar los problemas para regresar lo más pronto posible a Categoría 1, y aún así fue el fin de Mexicana de Aviación. Hoy no sabemos las prioridades de este gobierno, ¿qué consecuencias habría si dura muchos meses?

Y hay otro factor que puede afectar en la duración, por efectos de la pandemia mucho del trabajo de la auditoría se está realizando de forma remota y virtual, eso podría dar tiempo a México de subsanar problemas antes de que le estallen en la mano, pero si se llega a Categoría 2, este mismo proceso lento haría que se tardara más en regresar a Categoría 1. Por eso podría ser más grave que en 2010.

  • author's avatar

    Por: Erick Haw Mayer

    Apasionado de la aviación y la industria automotriz de toda la vida, tiene una Licenciatura en Informática y un Postgrado en Comunicación y R.P. Aunque tiene experiencia en empresas del rubro automotriz y en Mexicana de Aviación, su vida profesional se ha dedicado más al periodismo especializado en todo tipo de medios impresos y electrónicos, incluyendo la revista Avión Revue de Latinoamérica.

  • author's avatar

Deja tu comentario.

También te podría gustar...

HTML Snippets Powered By : XYZScripts.com