Vuelo 521 de Emirates, el primer y único accidente del Boeing 777-300

Tiempo de lectura: 3 minutos

La tarde del 3 de agosto de 2016 comenzaríamos a ver las impresionantes imágenes de la evacuación del vuelo 521 de Emirates, operado por el Boeing 777-300 matrícula A6-EMW, que por alguna razón, durante el aterrizaje en el Aeropuerto Internacional de Dubái (DXB), había sufrido un accidente; impactó en el terreno al borde de la pista y empezó a arder en llamas, con el registro de al menos dos fuertes explosiones que fueron filmadas en video.

From the Cockpit

El avión cumplía el vuelo EK521 procedente del Aeropuerto Internacional de Trivandrum (TRV), en India, con 282 pasajeros y 18 tripulantes; la mayoría de los viajeros de diferentes países del mundo, incluyendo brasileños, que conectarían con otras ciudades a través de la amplia red de destinos de Emirates. Todo el vuelo transcurrió sin problemas hasta el momento del aterrizaje a las 12:37LT (GMT+4). Después de un intento fallido de aterrizar, el Triple Seven terminó sufriendo el grave accidente, el primero y único registrado hasta la fecha con el 777-300. 

Durante el toque en tierra por la pista 12L (izquierda) del aeródromo, que dispone de 4,000 metros de longitud, el avión se habría visto afectado por fuertes vientos, la tripulación recibió una indicación del avión para realizar una maniobra de ida al aire (go-around), sin embargo, metros más adelante, ya sobre la pista, no pudo ascender e impactó verticalmente contra el terreno. Las imágenes que comenzaron a ser difundidas casi de inmediato desde el lugar parecían indicar una grave tragedia, con el fuselaje del avión envuelto en fuertes llamas y se registraron explosiones.

Pero afortunadamente, gracias a la agilidad de la tripulación de cabina de pasajeros (TCP), todos pudieron evacuar rápidamente y de manera segura antes de que el fuego envolviera el fuselaje del avión, a pesar del registro de tres decenas de pasajeros que sufrieron heridas leves y requirieron atención de equipos médicos. Al poco tiempo se supo que, durante una de las explosiones provocadas por la rotura del tanque de combustible y la fuga de combustible, que entró en contacto con las llamas y estalló en llamas, lamentablemente uno de los bomberos había muerto.

Pronto surgieron las dudas, ¿qué hubiera pasado con un avión tan seguro como el Boeing 777? ¿Algún fallo mecánico? ¿Problemas con los motores, ya que había registros de explosiones? Emirates era, sin duda, la más interesada en saber rápidamente qué había sucedido, después de todo, el modelo es el avión insignia de su flota y cualquier problema de seguridad con el Boeing 777 se traduciría en un impacto sin precedentes en su red de rutas. Boeing, queriendo rápidamente respuestas para no perjudicar a uno de sus mayores clientes, rápidamente unió fuerzas con Emirates y Rolls-Royce (fabricante de motores) que, junto con la Autoridad de Aviación Civil General (GCAA) y la Junta Nacional de Seguridad en el Transporte (NTSB), comenzaron a investigar qué había ocurrido.

En septiembre de 2016, las autoridades dieron a conocer el informe preliminar de investigación y en agosto del año siguiente, un año después del accidente, los investigadores estadounidenses emitieron el informe interino, donde las autoridades emiratíes podrían hacer comentarios antes de completar (y divulgar) el informe final de la investigación. El informe solo se publicó casi tres años después, en febrero de 2020, donde confirmó la hipótesis planteada por la NTSB.

From the Cockpit

Según los investigadores, durante la ida al aire posterior al aterrizaje fallido, la tripulación falló en monitorear los parámetros de vuelo y no se dio cuenta de que el autothrottle no había aplicado la máxima potencia a los motores (TO/GA) requerida durante la maniobra. Así, el avión se quedó sin potencia y estando aún sobre la pista, durante el intento de ascenso, tras retraer el tren de aterrizaje, sufrió una pérdida de sustentación e impactó contra el terreno. 

  • author's avatar

    By: Erick Cerqueira

    Amante de la aviación desde el nacimiento, trillando caminos hacia vuelos más altos.

    Bachillerato en Relaciones Internacionales por la Federal University of Sergipe (UFS).

    En Instagram @ecfilho_ | erick.cerqueira@transponder1200.com

  • author's avatar

Deja tu comentario.

También te podría gustar...