La aviación sigue sin aprender de los errores

Fin de año, ¿nada que celebrar?

Me hubiera gustado ser más entusiasta y brindar con ustedes por lo que fue un gran 2016 lleno de seguridad en la aviación… No lo haré.

Y  la razón es que en las últimas semanas de este año, en Transponder1200 se reportaron incidentes y accidentes que en nada nos deberían dejar celebrar, todo, porque la aviación sigue sin aprender de los errores.

Lejos del dramatismo y la victimización, los accidentes de este año nos deben hacer reflexionar que seguimos lejos de la meta impuesta para la nueva generación de CFIT, ALAR y CRM que buscan, “reducir en un 50% la taza de incidentes y accidentes”, por la falta de observancia de los tres anteriores procesos.

No es fácil implementar estos procesos a contra marcha, mucho menos lo es, cuando el operador (comercial o privado) no comulga con los procesos de seguridad, o simplemente la aplica “por encima” para salvaguardar el Certificado de Operación y seguir volando.

No busquemos culpables, no desviemos responsabilidades, nosotros debemos ser la primera línea de defensa de la seguridad, ya sea que el operador no la aplique (o aplique la mitad) las recomendaciones de los procesos arriba mencionados; el CFIT, ALAR y CRM no son recetas de cocina que se puedan implementar de la noche a la mañana, tampoco son procesos de seguridad que todos quieran cumplir a la fuerza, porque, seamos honestos, algunas personas les molesta cambiar o modificar sus creencias personales de que “lo que yo pienso, es lo correcto”.

Estimados Colegas: la razón la tienen los libros y los manuales, no se trata de tener la razón siempre, sino de hacer siempre lo correcto. 

Hacer siempre lo correcto, es lo que nos acerca a la seguridad de las operaciones.

Ahora, por otro lado, sería injusto descalificar a todos quienes nos apegamos a procedimientos, cumplimos con la reglamentación y preparamos nuestros vuelos con suma disciplina.

A todos quienes ya han entrado a la dinámica positiva y al círculo virtuoso de la seguridad operacional creando conciencia y actuando en consecuencia, ¡muchas felicidades!

Que su ejemplo sea el que arrastre, el accionar en pro de la seguridad y la motivación de otros para operar siempre en el lado seguro de la aviación.

Gracias a Roberto Martínez, Presidente de Transponder 1200 Comunicaciones por esta oportunidad de colaborar, como lo hicimos desde el inicio en radio por internet.

Gracias a todos los colaboradores de este magnífico medio de información aeronáutica y gracias a ustedes por la amabilidad de su lectura y comentarios.

A todos, les deseo un gran 2017 con logros personales y profesionales y también deseo que nos sigamos leyendo a través de este extraordinario esfuerzo de comunicación.

¡Muchas felicidades y vuelos seguros para todos!

Nos leemos en Enero.

Deja tu comentario.

También te podría gustar...

PHP Code Snippets Powered By : XYZScripts.com