El vuelo LH746 de Lufthansa se desvió de su ruta Frankfurt – Orlando, con 363 personas a bordo, por presencia de humo en la cabina de mando del 747; por lo que la tripulación tuvo que usar sus «Protecting Breathing Equipment» (PBE), para evitar la inhalación de humo y aterrizar de manera segura en Gander, Canadá.

Ninguno de los 345 pasajeros ni los 18 tripulantes resultaron heridos.

Se decidió desviar la aeronave hacia Terranova debido a la presencia de humo. Aterrizaron sin problema”, afirmó el portavoz de la aerolínea alemana Lufthansa.

Un avión ferry fue enviado por la compañía y los 345 pasajeros afectados fueron llevados finalmente a Orlando, Florida; mientras que el 747 siniestrado continua bajo investigación pues se desconoce el origen del humo en la cabina.

El Boeing 747 despegó el martes a las 13:40 hora local de Frankfurt y debía aterrizar en Orlando a las 23:40 hora alemana. En su lugar, aterrizó de emergencia hacia las 21:20 en Canadá.

 

  • author's avatar

    Por: Yami Herrera

    Miembro fundador de esta gran comunidad de Transponder 1200.
    Dedicada a la aviación desde hace 13 años, actualmente dedicada a la instrucción.

    «Mi más grande pasión, es la aviación».

    Ciudad: Ciudad de México.

  • author's avatar

Deja tu comentario.