Las tropas aliadas de Gran Bretaña, Canadá y Estados Unidos desembarcaron en la costa francesa para comenzar la Batalla de Normandía que duró meses. A medida que continuaba la invasión, los suministros se volvieron escasos y había un artículo en el que las tropas notaron una clara falta: cerveza.

Después del Día D, fue difícil conseguir suministros para las tropas de primera línea y los lujos como la cerveza, quedaron bajos en la lista. Dado que los gobiernos no podían o no querían proporcionar alcohol a las tropas, tuvieron que tomar el asunto en sus propias manos. El personal militar que pudo obtener vino y otros lujos de los lugareños, abastecería estos artículos para el resto de los hombres.

Si bien esto pudo pacificar a algunas de las tropas, la RAF tuvo una idea diferente. Necesitaban cerveza, y tuvieron la suerte de que algunas de las cervecerías británicas estaban dispuestas a donar a las tropas. Una de estas cervecerías, Heneger y Constable, ofreció cerveza gratis a las tropas y se la proporcionó a los pilotos de la RAF.

Para llevar la cerveza de Gran Bretaña a las tropas en Francia, nació la modificación XXX y  fue realizada por pilotos en el Spitfire Mk IX, que tenían pilones debajo de las alas. Estos se usaban generalmente para bombas y tanques de combustible, pero también podían usarse para cerveza.

Para prepararse para una carrera de cerveza, los tanques de combustible conectados a los pilones serían limpiados con vapor por personal de tierra. Luego, los tanques se llenarían con cerveza de barriles, proporcionados por una variedad de cervecerías y se marcarían con XXX. Cada uno de estos tanques tenía una capacidad de 45 galones, lo que permitía a un Spitfire entregar 90 galones de cerveza al frente.

La modificación de los depósitos de combustible se considera semioficial. El motivo de esta designación es la fotografía enviada a los periódicos por el Ministerio del Aire. La imagen muestra un tanque que se llena con dos barriles de cerveza mientras el piloto se relaja en el ala. Incluso si esta práctica no fue autorizada oficialmente por el Ministerio, no hicieron nada para detenerla.

A medida que aumentó la demanda de cerveza, los pilotos de la RAF tuvieron que mirar más allá del Spitfire. El Hawker Typhoon pudo transportar mayores cargas que el Spitfire y fue el siguiente avión en tener tanques de combustible modificados. El uso del Typhoon no estaba tan extendido como el Spitfire para este propósito porque los nuevos pilotos estadounidenses a menudo confundían el avión con un Focke-Wulf 190 alemán.

Si bien las carreras de cerveza con los tanques de combustible fueron inicialmente exitosas, el contenido de los tanques tenía un sabor metálico. Las primeras carreras también sabían un poco a combustible, lo que era desagradable para todos los involucrados. Para combatir este problema, se creó una nueva modificación al Spitfire.

Los pilones de las alas del Spitfire Mk IX se modificaron para transportar barriles de cerveza. Esto aseguró que todos supieran lo que se llevaba y también erradicó el sabor metálico. Para hacer los barriles más aerodinámicos, se les agregaron conos de nariz.

Los barriles llevaban menos cerveza que los tanques de combustible, pero sabían mejor y se enfriarían por la altitud del vuelo a través del Canal.

Estas carreras de cerveza no podían durar para siempre y finalmente se detuvieron. HMS Customs and Excise se acercó a las cervecerías británicas y les advirtió que estaban violando la ley. Proporcionar cerveza gratis a las tropas en Francia de esta manera, eludía los impuestos a la exportación que debían pagar las cervecerías.

  • author's avatar

    Por: Hans Bravo

    Arquitecto, Piloto Comercial de Ala Fija y Spotter

    Fotógrafo de Transponder 1200

  • author's avatar

Deja tu comentario.