Todo listo para la construcción de la nueva generación de los “Air Force One”

Otro nuevo respiro se acaba de anotar el fabricante estadounidense Boeing, tras largas negociaciones con el actual presidente Donald Trump, por la construcción de los nuevos Air Force One, una de las creaciones más complejas del fabricante y que desde 1942 ha sido el proveedor de los aviones presidenciales para la Fuerza Aérea de los Estados Unidos.

Este martes desde la Casa Blanca se autorizó la adquisición de dos nuevos aviones Boeing 747 presidenciales de nueva generación, acuerdo valorado en 3.9 mil millones de dólares, con el objetivo de sustituir a los actuales Boeing 747 que operan desde 1990 y que han servido para transportar a los ex presidentes George H.W. Bush, William J. Clinton, George W. Bush y Barack Obama.

Este acuerdo pone fin a las tensiones, luego de las severas críticas que durante el año 2016, realizó el entonces candidato a la presidencia de los Estados Unidos, quien había reiterado que el costo por los nuevos aviones Boeing 747-8i Air Force One estaba “fuera de control”, asegurando que cuando llegaría a la presidencia cancelaría las órdenes que se habrían realizado durante la administración del ex presidente Barack Obama.

De hecho, varios fabricantes de aviones como el ruso Antonov, sugirieron a Donald Trump vía Twitter considerar uno de sus aviones como el nuevo “Air Force One”, suponiendo un precio más asequible.

Inicialmente, las negociaciones durante la administración de Barack Obama y que entablara el Pentágono con Boeing, se estimaba un contrato cercano a los 5 mil millones de dólares. Tras los últimos meses de negociaciones y considerar múltiples revisiones, se logró simplificar y eliminar requisitos que ahorró a los contribuyentes 1.4 mil millones de dólares.

Dennis A. Muilenburg, director ejecutivo de Boeing, jugó un papel destacado durante las últimas reuniones con el presidente Trump en Nueva York, donde también se revisaron los costos del programa adquisitivo de los F/A-18 Super Hornet, avión militar de cuarta generación.

Además, Muilenburg sostuvo que las ganancias por la fabricación del “Air Force One” no representaban un impacto financiero importante para el fabricante, más allá de la ganancia “es un honor para Boeing ser parte del programa”.

  • Historia

El primer presidente en volar una aeronave presidencial fue Franklin D. Roosevelt, a bordo de un Clipper 314; un hidroavión catalogado como el “jumbo” de sus tiempos.

En el año de 1943, el primer avión que se utilizó con el fin de transportar exclusivamente al Presidente de los Estados Unidos fue un Clipper 314; un hidroavión, el “jumbo” de sus tiempos, y transportó al Presidente Franklin D. Roosevelt.

En su haber, durante más de 40 años, el fabricante Boeing ha construido y adaptado sus equipos para uso presidencial, el segundo avión fue un Douglas C-54C (DC-4) Skymaster, utilizado por los presidentes Franklin D. Roosevelt y Harry S. Truman en un periodo que comprende de 1942 a 1945.

En su haber, la flota presidencial también ha contado con un Boeing 707 VC-137A (1959 a 1962), luego se suplió por un Boeing 707 VC-137C (1962 a 1990) y finalmente la reina de los cielos el Boeing 747-200 VC-25A (1990 a la fecha), el cual ha servido para transportar a los presidentes, George H.W. Bush, William J. Clinton, George W. Bush y Barack H. Obama.

Deja tu comentario.

También te podría gustar...

PHP Code Snippets Powered By : XYZScripts.com