airBaltic se despide del último Boeing 737 ¡Adiós, vaquero!

Después de diecisiete años, la aerolínea letona airBaltic cerró este jueves, 17 de diciembre, un capítulo de su historia con el retiro del último Boeing 737 Classic, modelo que fue durante más de una década el avión insignia de la flota y el responsable por su proceso de expansión interregional, dejando de ser una pequeña aerolínea regional para convertirse en una de las más importantes de Europa del Este.

El avión en cuestión fue el Boeing 737-300 matrícula YL-BBX (s/n 30334), ensamblado en 1999 (21.4 años de edad) y entregado en septiembre del mismo año a su primer operador, Deutsche BA. Permaneció en Alemania hasta noviembre de 2006, cuando fue retirado por Air Berlin y almacenado. Por fin, casi dos años más tarde, en abril de 2008, fue adquirido e incorporado por airBaltic.

Fue en 2012, en una fase de reestructuración tras sucesivas pérdidas económicas, cuando la compañía anunció su intención de modernizar su flota con la adquisición de diez unidades del CS300 de fabricante canadiense Bombardier, pedido que incluía una opción por diez aeronaves más; airBaltic se convirtió en cliente del lanzamiento del avión en 2017, con la entrega de la primera unidad, iniciando el proceso de transición y estandarización de la flota. Y con el éxito de su operación, posteriormente amplió el pedido hasta 80 unidades, de los que ya se han entregado veinticinco. 

Con el estallido de la pandemia del nuevo coronavirus (COVID-19) en Europa y el cierre de fronteras, a mediados de marzo, la aerolínea anunció la suspensión temporal de todos los vuelos hasta mediados de mayo, lo que resultó en la puesta en tierra inmediata de toda la flota y el avance del retiro de los últimos 737-300. Pronto, Magnetic MRO, una compañía con sede en Estonia, adquirió tres unidades del avión, incluyendo este último. 

A las 09:56LT (GMT+2), cumpliendo el vuelo ferry BT9881, el 737-300 se alienó con el centro de la pista del Aeropuerto Internacional de Riga, sede de airBaltic, hacia su nueva casa, en Ostrava, República Checa; su futuro aún se desconoce. Durante la despedida, el director ejecutivo de la aerolínea, Martin Gauss, recordó que el Boeing 737 fue una parte notable de la historia de airBaltic, que ayudó al transportista a convertirse en una sólida aerolínea interregional en Europa.

  • author's avatar

    Por: Erick Cerqueira

    Amante de la aviación desde el nacimiento, trillando caminos hacia vuelos más altos.

    Bachillerato en Relaciones Internacionales por la Federal University of Sergipe (UFS).

    En Instagram @_erickcerqueiraf | erick.cerqueira@transponder1200.com

  • author's avatar

Deja tu comentario.

También te podría gustar...