La Junta Nacional de Seguridad en el Transporte (NTSB) publicó este miércoles 10 de junio, el informe final de la investigación sobre el accidente con el Boeing 767-200ER de Dynamic Airways, matrícula N251MY, que durante el rodaje en el Aeropuerto Internacional de Fort Lauderdale-Hollywood, en octubre de 2015, sufrió una fuga de combustible y se incendió. Según el informe, el accidente fue causado por deficiencias de mantenimiento, que resultó en la desconexión de una línea de combustible flexible entre el tanque de la semiala izquierda y el motor.

El accidente ocurrió alrededor de las 12:32LT (GMT-4) del jueves 29 de octubre de 2015, cuando el avión regresaba a la plataforma de la terminal, cumpliendo el vuelo 2D405 en dirección al Aeropuerto Internacional de Maiquetía Simón Bolívar, en Caracas, Venezuela, con 79 pasajeros y once tripulantes a bordo. Mientras aguardaba autorización del control de tránsito aéreo (CTA) para despegar por la pista 28R (derecha), que dispone de 2.743 metros de longitud, la tripulación de un vuelo de Silver Airways reportó que, aparentemente, el Boeing 767 de Dynamic sufría una fuga de combustible.

De inmediato, la tripulación de Dynamic Airways solicitó al control de Fort Lauderdale-Hollywood, regresar a la plataforma de la terminal para verificar el problema. En el mismo instante, la tripulación de otro avión en tierra reportó que el motor izquierdo (1) Pratt & Whitney JT9D del 767-200ER se estaba prendiendo fuego; rápidamente, los tripulantes han iniciado la evacuación, mientras que los equipos de emergencia del aeródromo, desplegados al local para la extinción del incendio. A pesar del susto, sólo un pasajero sufrió heridas graves, mientras que otros once, han sufrido heridas menores durante el proceso de evacuación; el avión sufrió daños considerables.

Durante la inspección de la aeronave, en el ámbito de la investigación del accidente, los investigadores han descubierto que el conjunto de acoplamiento de la línea principal de suministro de combustible se había desconectado, resultando en la fuga de combustible sobre la parte superior y detrás del motor. La desconexión fue causada, según el informe, por la falta de cables de seguridad (wiggins coupling) en el acoplamiento de la línea de combustible, como se requiere en el manual de mantenimiento de aeronaves (AMM) de Boeing. En el momento del accidente, el avión había acumulado 240 horas de vuelo con Dynamic Airways, habiéndose incorporado recientemente a su flota, después de más de dos años almacenado en el desierto; el último mantenimiento en la línea de combustible ocurrió el 12 de octubre de 2012. 

Por lo tanto, según la conclusión de la Junta Nacional de Seguridad en el Transporte (NTSB), la separación del acoplamiento y la posterior fuga de combustible, se produjo debido a deficiencias en el proceso de mantenimiento, ya que cuando el avión se incorporó a la flota de Dynamic Airways, estaba sin los cables de seguridad (wiggins coupling). Además, según los investigadores, la falta de coordinación entre los pilotos y la tripulación de cabina (TCP) durante el proceso de evacuación, contribuyó a la gravedad del accidente; la evacuación se inició con los motores todavía en marcha (y no apagados), lo que contribuyó a las heridas de algunos de los pasajeros. 

  • author's avatar

    Por: Erick Cerqueira

    Amante de la aviación desde el nacimiento, trillando caminos hacia vuelos más altos.

    Bachillerato en Relaciones Internacionales por la Federal University of Sergipe (UFS).

    En Instagram @_erickcerqueiraf | erick.cerqueira@transponder1200.com

  • author's avatar

Deja tu comentario.