JetBlue traspasará slots en Ciudad de México a United Airlines

Tiempo de lectura: 2 minutos

Faltando menos de treinta días para abandonar la Ciudad de México, JetBlue Airways manifestó a través de un documentado enviado al Departamento de Transporte de Estados Unidos (DOT) el pasado miércoles 27 de noviembre, su intención de traspasar al menos un par de slots (horarios de aterrizaje y despegue) en el Aeropuerto Internacional Benito Juárez (AICM) a United Airlines. Con ello, la intención de la aerolínea estadounidense es expandir su oferta de vuelos entre México y San Francisco.

Fue hace dos años que JetBlue recibió tres pares de slots en la Ciudad de México como parte del proceso de reparto de veinticuatro pares de horarios, instado por el organismo de transporte estadounidense, como una condición para aprobar el acuerdo comercial conjunto (JBA) de Aeroméxico y Delta, con el objetivo de permitir una mayor competencia en el mercado transfronterizo entre ambos países, más precisamente, con ingreso de las aerolíneas de bajo costo y ultra bajo costo (ULCC).

Sin embargo, en los últimos doce meses, con cambios en el escenario local y en el panorama general del mercado aerocomercial, sumado a la fuerte competencia, las aerolíneas entrantes, Alaska Airlines y Southwest Airlines, además de JetBlue, que aterrizó allí hace cuatro años [2015] con vuelos desde Fort Lauderdale y Orlando, han decidido abandonar la capital mexicana. Junto a las dos ciudades floridenses, la aerolínea neoyorquina también ofrece vuelos desde Boston y Nueva York John F. Kennedy; todos serán suspendidos con efecto inmediato a partir del próximo 9 de enero.

Así, el pasado viernes 22 de noviembre, United presentó ante el organismo estatal una propuesta, solicitando la asignación de uno de los pares de slots que serán abandonados por JetBlue, para que pueda expandir los vuelos entre San Francisco y la Ciudad de México para hasta tres frecuencias diarias. En el documento, la aerolínea señaló que dicho par de slots sería la única manera posible para aumentar los servicios, ya que por la saturación del Benito Juárez, no logró obtener los permisos de las autoridades mexicanas.

Cinco días más tarde, JetBlue manifestó a través de un documento al Departamento de Transporte (DOT) estar lista y dispuesta a entregar uno de los slots a su rival estadounidense, tan pronto le autoricen. Además, reconoció que, aunque esté de acuerdo con la intención del departamento de expandir el número de transportistas en el mercado entre los Estados Unidos y México, un enfoque flexible para acomodar la solicitud de United era necesaria.

Foto: Aero Icarus/Wikipedia

  • author's avatar

    Por: Erick Cerqueira

    Amante de la aviación desde el nacimiento, trillando caminos hacia vuelos más altos.

    Bachillerato en Relaciones Internacionales por la Federal University of Sergipe (UFS).

    En Instagram @_erickcerqueiraf | erick.cerqueira@transponder1200.com

  • author's avatar

Deja tu comentario.

También te podría gustar...