Video | Despegue y aterrizaje desde la cabina del Concorde

¿Quién no recuerda a ese avión supersónico con su ala tipo delta tan característica, así como el rugir de sus poderosos motores Rolls-Royce Olympus que podían escucharse casi a kilómetros de distancia?.

Este avión operó de manera regular para British Airways y Air France entre los años 80 y a principios de los 2000, siendo sus destinos más recurrentes London Heathrow (LHR), París-Charles de Gaulle (CDG), Nueva York (JFK) y Washington Dulles (IAD). Este avión podía realizar la ruta LHR-JFK en tan solo 3 horas y media por su velocidad supersónica de Mach 2.02 – 2,179km/h con un techo de servicio de 18,300 metros – 60,000 pies.

 

  • author's avatar

    Por: Hans Bravo

    Arquitecto, Piloto Comercial de Ala Fija y Spotter

    Fotógrafo de Transponder 1200

  • author's avatar

Deja tu comentario.

También te podría gustar...