Auroras Boreales captadas en vuelo… ¿Qué son y cómo se forman?

Cuando volamos, rara vez nos preguntamos sobre las múltiples rarezas que suceden en la atmósfera fuera de nosotros, de todas las capas invisibles a nuestro alrededor que existen sin que nos demos cuenta. Y es que volar, sólo estuvo a nuestro alcance en los sueños y las leyendas durante la inmensa mayor parte de nuestra existencia.

Para muchas personas contemplar una aurora está en su lista de deseos y si contemplarlas desde la tierra es uno de los espectáculos más hermosos del mundo, imagina hacerlo desde un avión, algunos lo han llamado “volar entre sueños” y sin duda tienen razón.

Las luces de las auroras generan espectaculares vistas, pero también proporcionan a los científicos información sobre la energía y las partículas del Sol. Éstas no son más que un efecto causado por colisiones entre partículas cargadas eléctricamente liberadas por el sol que entran en la atmósfera terrestre y chocan con gases como el oxígeno y el nitrógeno. Estas luces se pueden ver alrededor de los polos magnéticos de los hemisferios tanto del norte como del sur.

Las auroras que ocurren en el hemisferio norte se llaman “Aurora Boreal” o “luces del norte” y las auroras que ocurren en el hempishere del sur se llaman “Aurora Australis” o “luces del sur”.

Las variaciones en el color se deben al tipo de partículas de gas que chocan. El color aurora más común que es verde, es producido por moléculas de oxígeno ubicadas a unas 60 millas sobre la tierra. Las auroras rojas más raras son producidas por el oxígeno a gran altitud, hasta 200 millas. Mientras que el nitrógeno produce aurora azul o púrpura.

Sin embargo, es muy probable poder ver una aurora, solamente hay que tener una buena planeación y sincronización. Para ello pueden tomar estos puntos en cuenta:

Como el polo sur magnético se encuentra en la Antártida, los mejores lugares para observar la aurora son los de América del Norte o Europa.

En América del Norte, las partes noroccidentales de Canadá, particularmente el Yukón, Nunavut, los Territorios del Noroeste y Alaska son favorables. En Europa, Escandinavia, especialmente las áreas de Laponia de Noruega, Suecia y Finlandia son muy buenas para ver auroras. Islandia igualmente es un buen lugar y también se pueden ver exhibiciones auroras en el extremo sur de Groenlandia.

Si vuelas cerca de alguno de estos destinos, existe la posibilidad de que atrapes a la aurora boreal en acción durante tu vuelo. Pero la ubicación es solo uno de los muchos factores a tener en cuenta. También se necesitan las condiciones climáticas adecuadas para que aparezca la aurora boreal, por ejemplo pasar por el punto adecuado de noche, el invierno y el otoño son las mejores estaciones para viajar y ver la aurora boreal, ya que los días en el hemisferio norte son más cortos y más oscuros.

Además de eso, también tiene que ser una noche clara, es por esto donde el avión es útil, porque la mayoría de las veces, está viajando por encima de las nubes, lo que le brinda la oportunidad de ver un espectáculo de luces que a veces no se puede ver desde el suelo. 

Y aquí además algunos secretos extra, siendo que la aurora boreal es completamente impredecible, se puede tener una mejor idea de qué esperar de los pronósticos de auroras locales, revisar el estado del tiempo o contactar a los servicios de clima. Reservar un asiento en la ventana de preferencia direccionado hacia el norte, una cámara profesional y es todo lo que necesitas. 

Inclusive en Finlandia existen compañías de vuelos privados en los que se puede rentar un Piper PA-31 con capacidad para 7 personas y poder disfrutar de las auroras boreales sin tener que pagar un boleto en un avión comercial. 

Si nada de esto funciona, Islandair tiene una original opción para poder sentir que no se perdieron de esta experiencia, y es que como parte de una campaña de marketing uno de los aviones Boeing757-200 de esta aerolínea fue bautizado con el nombre de “Hekla Aurora” y pintado con un distintivo livery de aurora boreal así como una iluminación interior de luces LED que emulan de forma única las Luces del Norte sobre la cabeza de los pasajeros y durante toda la duración del vuelo.

Icelandair actualmente vuela a Islandia desde 10 ciudades en los Estados Unidos, incluyendo Boston, Nueva York-JFK, Washington, DC, Seattle y Denver, con servicio estacional desde Newark, Minneapolis-St. Paul, Orlando, Portland y Anchorage. 

Lo increíble de este fenómeno, es que no está restringido a la Tierra. Las auroras también tienen lugar en otros planetas del Sistema Solar. El telescopio espacial Hubble de la NASA ha mandado fotografías de auroras en Saturno y Júpiter, planetas que poseen intensos campos magnéticos. Aunque los colores son diferentes que los observados en la Tierra, debido a la diferente composición de sus atmósferas. 

También, las antiguas civilizaciones estaban familiarizados con esta luz misteriosa del cielo, los esquimales, los lapones, los habitantes de Groenlandia, e incluso las tribus del noreste de la India; sus leyendas tomaban muchas formas y estaban relacionadas con sus ideas de la vida en el otro mundo. Según una leyenda esquimal, la aurora boreal era un sendero estrecho, sinusoso y peligroso que conducía a las regiones celestiales y su luz se debía a la llegada de los nuevos espíritus. 

Como podemos apreciar en estas hermosas historias, la explicación de lo que sucede a nuestro alrededor a veces genera que los más profundos deseos de nuestra imaginación vuelen, y como dijo el escritor Gustave Flaubert: “Creo que si miramos siempre al cielo acabaremos por tener alas”.

Foto: Shutterstock 

          U.S. Air Force photo by Senior Airman Joshua Strang

Deja tu comentario.
PHP Code Snippets Powered By : XYZScripts.com