Historia | Vought F4U Corsair, un verdadero “pájaro de guerra”

Sin duda el Vought F4U Corsair fue un gran “pájaro de guerra” y un icónico que ha quedado en el recuerdo de muchos como un gran aliado para los Estados Unidos durante su participación en varios conflictos bélicos, cómo fue la Segunda Guerra Mundial, la Guerra del Pacífico y la Guerra de Corea, entre otras.

Desarrollado a petición de la marina estadounidense, estuvo a cargo del ingeniero jefe de Vought Aircraft, Rex Biesel. Para 1939, ya se disponían de las primeras maquetas del avión que debía cubrir ciertas necesidades, cómo la potencia, capacidad de fuego y que pudiera operar en portaaviones –principalmente-, lo que hizo de su diseño algo único y nunca antes visto en la aviación bélica de la época.

A pesar de las carencias tecnológicas y las animaciones que hoy en día se realizan para la construcción de cualquier prototipo aeronáutico, el F4U Corsair, destaco por su ingeniería, diseño y disposición de fabricación. Inicialmente, se presentaron al menos tres variantes del equipo que disponían de diferentes plantas motrices y equipamiento bélico, hasta llegar a la última versión el F4U-7.

Para mayo de 1940, el fabricante ya tenía producido el primer prototipo que lucía las increíbles alas articuladas de gaviota invertidas y un tren de “patín de cola” completamente retráctil,  con un potente motor de 2000 caballos de fuerza (HP) de doble estrella de 18 cilindros de la marca Pratt & Whitney, con una cilindrada de casi 46 mil centímetros cúbicos.

Durante el vuelo inaugural (24 de mayo de 1940), rompió un récord de velocidad cómo avión de combate, tras superar las 400 millas por hora en vuelo nivelado. Este éxito hizo que el Gobierno de los Estados Unidos apostara en el proyecto y mandara a construir más unidades del Corsair comenzando así la producción.

En 1943, el F4U Corsair entró en combate y comenzó a ganar terreno cómo una de las armas áreas más letales de la época, haciendo temer –por su ventaja-, a los oponentes. El avión sirvió como de combate y ataque en apoyo a las unidades terrestres.

Durante el combate en las Islas Salomón en el verano de 1943, rompieron también la marca de derribar a 97 aviones japoneses y otros 103 dañados durante su gira de seis semanas, participando en el escuadrón de combate marino 214 (VMF-124) bajo el mando del mayor Gregory “Pappy” Boyington.

Sin duda, el avión siempre se caracterizó por su diseño alar articulado, que permitía un motor al frente con una hélice de cuatro palas de 13 pies (4’04 metros), además de tener un tren de aterrizaje recordado con amortiguadores más duros que le permitía realizar los apontizajes, sin un “rebote” para engancharse correctamente a los cables de frenado. Su ala articulada, permitía un ahorro significativo de espacio en los portaaviones.

El Corsair estaba equipado con seis ametralladoras Browning M2 calibre .50 mm, o cuatro cañones de 20 mm. Además, también tenía la posibilidad de cargar dos bombas de hasta 900 kg o dos cohetes medianos.

También, cómo parte de su temido armamento, contaba con unas tomas de refrigeración de aceite que durante en vuelo de picada producían un sonido muy particular, catalogado por los pilotos japoneses como “la muerte silbante”.

Su fabricación concluyó en 1952  y alcanzaron a ser fabricados, de acuerdo con el Museo Nacional de la Segunda Guerra Mundial, más de 2,300 unidades. Solo cuatro piezas de la obra maestra de Chance Vought Aircraft Inc., todavía vuelan en Europa, tal vez quince en todo el mundo.

Estadísticas

  • Tipo: Combate / Bombardero

Producción

  • Fecha de presentación: 1944 
  • Fabricante: Chance Vought
  • Número producido: 2,300+

Especificaciones (F4U-4)

  • Tripulación: 1 (piloto)
  • Envergadura: 41 pies
  • Longitud: 34 pies
  • Velocidad máxima: 453 millas por hora
  • Velocidad de crucero: 215 millas por hora
  • Rango máximo: 900 millas
  • Motor: Pratt & Whitney R-2800-18W (hasta 2,450 hp)
  • author's avatar

    Por: Roberto Mtz Armendáriz

    Oficial de Operaciones de Aeronaves | Locutor | Productor de Radio | Periodista independiente.

    “Normalmente cuando la realidad y la fantasía se encuentran suele ser decepcionante, pero hay otros momentos en que la fantasía está rodeada de un deseo tan grande que es la realidad la que se torna fantástica”. WRZ.

    Ciudad: Ciudad de México.

  • author's avatar

Deja tu comentario.

También te podría gustar...

PHP Code Snippets Powered By : XYZScripts.com