LIAT podría despegar nuevamente en noviembre

Tiempo de lectura: 2 minutos

Después de siete meses sin volar, resultado de las medidas de aislamiento social a causa del nuevo coronavirus (COVID-19) y su impacto sin precedentes en la aviación, que deterioró aún más su situación financiera, la aerolínea multinacional caribeña LIAT podría despegar nuevamente en noviembre; así anunció su mayor accionista, el gobierno antiguano, este viernes, 9 de octubre. Hace mas de un año, gobiernos de la región intentan salvarla de la quiebra, pero a mediados de este año, renunciaron inyectar más capital y acordaron iniciar un proceso de liquidación. 

La información fue anunciada por el portavoz del gobierno de Antigua y Barbuda, Melford Nicholas, durante una rueda de prensa. Según él, la noticia positiva la dio el primer ministro del país, que es más que seguro que la aerolínea volará nuevamente en noviembre, después de los esfuerzos y una campaña lanzada por él mismo para salvar a LIAT de la quiebra, después que los otros accionistas renunciaron una inyección de capital para reestructurarla.

Como parte de esta campaña, en junio pasado, Antigua y Barbuda obtuvo en la justicia una orden de gestión de la aerolínea, nombró a un nuevo ejecutivo y le dio 120 días para preparar un plan de reestructuración y presentarlo a la Corte Suprema del Caribe Oriental. La justificación del gobierno es que LIAT contribuye significativamente a la economía del país a través de beneficios médicos, seguridad social, cuotas de educación y otras actividades legales y de gastos privados relacionadas con las docenas de empleados, que podrían quedarse sin empleo de la noche al día. 

Nicolás dijo que no arriesgaría una fecha para que la compañía despegue nuevamente, pero que sólo están pendientes los asuntos relacionados con la operación. Fundada en 1956 como Leeward Islands Air Transport Services (LIAT), la aerolínea tiene como accionista a siete gobiernos caribeños, siendo Antigua y Barbuda, Barbados, Dominica y San Vicente y las Granadinas los cuatro más grande, con una participación del 94 por ciento. A lo largo de los años, los gobiernos accionistas no han cumplido con las obligaciones financieras con la aerolínea, que por cumplir función social de conexión esencial a destinos remotos, se volvió económicamente inviable, llegando al borde de la quiebra en los últimos meses. 

Con su principal base en el Aeropuerto Internacional V. C. Bird en Saint John, la capital de Antigua y Barbuda, LIAT dispone de una flota de diez turbohélices del fabricante aeronáutico francoitaliano Avions de Transport Régional (ATR), cinco ATR 42-600 y cinco ATR 72-600, que atienden a unos quince destinos en toda la región del Caribe.

Foto: Laurent Errera/Wikipedia

  • author's avatar

    Por: Erick Cerqueira

    Amante de la aviación desde el nacimiento, trillando caminos hacia vuelos más altos.

    Bachillerato en Relaciones Internacionales por la Federal University of Sergipe (UFS).

    En Instagram @_erickcerqueiraf | erick.cerqueira@transponder1200.com

  • author's avatar

Deja tu comentario.

También te podría gustar...