Después de 23 años, este Boeing 747-400 de Lufthansa dejará de volar

Las aeronaves tetramotores no han corrido con suerte desde hace ya varios años, y la pandemia de COVID-19 vino a acelerar el retiro de servicio de estos aviones. Un claro ejemplo es el  Boeing 747-400 de Lufthansa que realizó su último vuelo hacia el desierto de Mojave, este martes 2 de diciembre.

Este último vuelo DLH9922 se realizó hace apenas unas horas, partiendo del Aeropuerto Internacional de Boston Logan (BOS) a las 10:01LT y aterrizando a las 12:15LT en el Mojave Air and Space Port (MHV) al Norte de la Ciudad de Los Ángeles, en el estado de California. 

Esta aeronave había sido operada únicamente por Lufthansa, siendo entregada el 18 de abril del año 1997. A consecuencia de la pandemia de COVID-19, el avión fue almacenado en julio de este año.

Lufthansa ya tenía contemplado el retiro de sus Boeing 747-400, pero con el inicio de la pandemia, la empresa optó por acelerar su proceso de salida, tal y como muchos de la mayoría de sus operadores. La aerolínea alemana, llegó a tener dentro de su flota hasta 31 Boeing 747-400. De acuerdo a los registros consultados por Transponder 1200, la compañía aérea aún conserva siete de estos aviones.

Específicamente, se trata del Boeing 747-400 matrícula D-ABVS, número de serie 28286 LN:1109, con una antigüedad de 23 años y que realizó su primer vuelo el 4 de abril del año 1997. Esta aeronave es impulsada por cuatro motores General Electric CF6-80C2B1F y tiene una capacidad para 371 pasajeros.

RELACIONADO
¡Aquiline revive a la Reina! Confirma compra de tres Boeing 747-400

Recordemos que en octubre pasado, seis de estos se vieron involucrados en una problemática debido a que fueron llevados al Aeropuerto de Twente (ENS) en los Países Bajos, con el fin de ser desmantelados ahí mismo, sin embargo, Lufthansa optó por recuperarlos. El problema radicó en que estos aviones no podían salir de este Aeropuerto, debido a que el mismo no contaba con las características ni elementos de seguridad operacional, requeridos para el despegue de aviones de cabina ancha, únicamente el aeródromo cuenta con las condiciones para el aterrizaje.

Esta situación fue resuelta por la autoridad aeronáutica holandesa, la cual emitió un permiso para que las aeronaves puedan despegar del aeropuerto por única vez. La Inspección de Transporte y Medio Ambiente Humano (ILT) llegó a un acuerdo con el Aeropuerto de Twente, en donde se permitiría la salida de estos aviones, acordando que tal situación nunca debe repetirse.

Foto: Wikimedia Commons / Aero Icarus

  • author's avatar

    Por: Miguel Maza

    Piloto comercial, analista, instructor aeronáutico en escuelas e instituciones especializadas en México.

  • author's avatar

Deja tu comentario.

También te podría gustar...